robotica-Apple

Liam, el robot que recicla tu iPhone viejo

Apple presenta  “Apple Renew” su nuevo programa de reciclaje de dispositivos móviles.

¿Qué pretende Apple con su robot Liam?

reciclaje-AppleApple ha presentado Liam, su robot para reciclar los iPhones que ya no sirven.

La compañía de la manzana ha puesto en marcha su nueva iniciativa para reciclar y recuperar los componentes de sus dispositivos móviles. Según la compañía existen alrededor de mil millones de dispositivos en uso y eso les ha hecho pensar en que tienen una gran responsabilidad medioambiental.

¿Cómo funciona el robot Liam?

El robot identifica el modelo de iPhone y separa sus componentes de manera automática recuperando componentes y materiales como el cobalto y el litio de las baterías, separando el oro y el cobre de las cámaras o la plata y el platino de su interior.

Aquí puedes ver el vídeo.

¿Sostenibilidad o interés?

Según Apple, el robot permite a la empresa reutilizar partes de los teléfonos y permite a la empresa ahorrar recursos y mantiene los componentes de sus productos alejados de los vertederos.

Las partes que se reciclan pueden servir para ser reutilizadas, por ejemplo, en la fabricación de paneles solares.

La compañía vuelve a lanzar su programa de reciclaje llamado ahora “Apple Renew”. Los usuarios pueden enviar sus antiguos dispositivos y Apple proporcionará una etiqueta del paquete en formato de prepago para enviarlos sin problemas. Si el dispositivo todavía tiene algún valor, los usuarios podrán recibir una tarjeta de regalo, si no, podrán conocer sus dispositivos se ha desechado de forma responsable.

Vía elmundoecologico.es http://www.elmundoecologico.es/

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Proyectos-arquitectura-sostenible

5 Increíbles viviendas sostenibles

Una de las maneras de averiguar cómo va evolucionando el interés por algo, es preguntándoselo a “San” Google.

Pues bien, para el término “casas prefabricadas”, hemos descubierto que Chile encabeza la clasificación, algo que no nos ha sorprendido, pero para ser más precisos, tendríamos que considerar otros términos similares, por ejemplo, “viviendas industrializadas”, ese puesto lo ocupa Argentina, y para el de “casas modulares” aparece Portugal.

Casas sostenibles y sus excelentes diseños

La tendencia no ha variado en los últimos años, esto nos alegra bastante, pues estamos convencidos de que tienen un futuro muy prometedor. No hay más que ver los cinco mejores proyectos que hemos seleccionado del último año, para comprobar que se trata de una arquitectura en auge, y que cada vez es más respetuosa con el medioambiente.

ArchiBlox: propuesta ecológica australiana

Vivienda sostenibleEsta compañía http://www.archiblox.com.au/designs/ propone un tipo de arquitectura sostenible, que tiene todas las ventajas de las viviendas industrializadas, pero a un precio asequible y con cualidades verdes.

Analizamos el modelo casa ecológica Carbono Positivo 01, denominado así porque requiere de poca energía para su fabricación, y porque durante su vida útil es capaz de mantener una producción de energía positiva.

Este logro se consigue mediante energía geotérmica, una envolvente muy bien aislada, y un diseño solar pasivo estudiado a conciencia.

Arquitectura modular y autosuficiente

Sostenibilidad-medioambienteEl proyecto DST se originó en el 2003, y desde entonces no ha hecho más que evolucionar. Empezó como un concepto de vivienda temporal a partir de módulos que podían agruparse para formar estructuras más grandes, pero siempre desenchufadas de las infraestructuras.

Cada uno de estos módulos prefabricados tiene una superficie de 27m2, y está construido sobre una estructura de acero que lo mantiene elevado un metro por encima del suelo.

Interiormente mantienen el mismo estilo contemporáneo que transmite hacia el exterior, con elementos que conforman las funciones básicas: cocina, baño,  y cama. Su cubierta aloja los paneles solares, mientras que gran parte de las instalaciones se colocan en la base.

Sure House

Vivienda-sostenibleVencedora del Solar Decathlon 2015. Teniendo en cuenta la relevancia que tiene este concurso, es prácticamente una obligación hacerle un hueco en esta lista de viviendas industrializadas.

En esta edición (en los EE.UU.) la casa solar Sure House venció con gran autoridad sobre el resto de oponentes, demostrando que una vivienda prefabricada puede consumir muy poca energía, estar preparada para climas extremos, e incluso hacer frente a cortes de suministro eléctrico.

Sus características hacen que funcione con un 90% menos de energía que una vivienda convencional, y como se sitúa en una plataforma elevada, es capaz de resistir inundaciones periódicas.

Prototipo prefabricado en Ecuador

Medioambiente-sostenibilidadSi tuviéramos que hacer esta lista teniendo solo en consideración el impacto entre el público, el proyecto de la vivienda prefabricada Miguel y Rosa estaría en lo más alto, porque de todos ellos fue el que más se compartió en las redes sociales, sobre todo en Facebook.

Es una casa construida como laboratorio de sostenibilidad en un bosque de Ecuador, utilizando solamente materiales de la zona, un diseño pensado para tener un excelente comportamiento solar pasivo, que incluye además cubierta vegetal, fachada ventilada, y sistema domótico para controlar el consumo energético. El proyecto es de Luis Roldán Velasco.

NexusHaus: casa solar que aporta alimentos

Casas-sosteniblesÉsta es otra de las viviendas industrializadas que participaron en el SD2015, realizada por un equipo de estudiantes de la Universidad de Texas en Austin, y de la Universidad Técnica de Múnich. Con su casa ecológica NexusHaus demostraron que un edificio sostenible también puede ser viable para entornos urbanos con limitaciones de energía y de abastecimiento.

Su diseño es una buena combinación de medidas activas y pasivas, que incluye una gran terraza entoldada, recogida del agua de lluvia, además de la obligatoria instalación de paneles solares. Se organiza con módulos rectangulares, unidos a un corredor y la terraza, ofreciendo espacios acogedores, tanto dentro como fuera de la casa.

Vía IsARQuitectura

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

 

Slow, despacio

Movimiento Slow. Haz menos.

Se habla de las Ciudades Lentas (cittaSlow) y de la Comida Lenta (Slow Food) pero nos falta adentrarnos en el concepto.

La principal intención del movimiento Slow es mostrarnos la posibilidad de llevar una vida plena y desacelerada, haciendo que cada individuo pueda controlar y adueñarse de su existencia.

¿Qué es el movimiento Slow?

En propias palabras del movimiento Slow, en la actualidad el individuo moderno vive sumido en una particular carrera de obstáculos en la que controlar el cronómetro hasta la milésima determina nuestra existencia.

Movimiento SlowLa desconexión del medio natural y su tempo, ligado a las estaciones y demás factores que escapan a nuestro control, parece un espejismo en las sociedades occidentales de hoy en día.

Las ciudades se vuelven anónimas y levitamos, sumidos en nuestro peculiar universo de intereses. La prisa es el motor de todas nuestras acciones y envuelve nuestra vida acelerándola, economizando cada segundo, rindiendo culto a una velocidad que no nos hace ser mejores.

¿Qué pretende el movimiento Slow?

El movimiento Slow no pretende abatir los cimientos de lo construido hasta la fecha. Su intención es iluminar la posibilidad de llevar una vida más plena y desacelerada, haciendo que cada individuo pueda controlar y adueñarse de su propio periplo vital.

La clave reside en un juicio acertado de la marcha adecuada para cada momento de la carrera diaria. Se debe poder correr cuando las circunstancias apremian y soportar el temido estrés que en demasiadas ocasiones nos embarga; pero a la vez saber detenerse y disfrutar de un presente prolongado que en demasiados casos queda sepultado por las obligaciones del futuro más inmediato.

Origen del movimiento Slow

El movimiento Slow tiene su inicio en la Plaza de España en Roma (Italia) en 1986 y es fruto de cierta actitud contestataria por parte del periodista Carlo Petrini cuando se topó con la apertura de un restaurante Mc Donalds en este enclave histórico de la capital italiana. Consideró que se estaban traspasando los límites de lo aceptable y predijo los peligros que se cernían sobre los hábitos alimentarios de los europeos, empeñados en imitar los dictados del otro lado del Atlántico. La respuesta no se hizo esperar, fundándose la semilla del movimiento Slow Food.

Hay que distinguir entre ser lento y ser perezoso, y este movimiento propugna trabajar para vivir, no al contrario

Carl Honoré, autor del libro Elogio de la lentitud, es uno de los teóricos de este movimiento mundial que promueve un ritmo sosegado hasta en las actividades más cotidianas del ser humano. Para este periodista canadiense con residencia en Londres, una vida rápida es una vida superficial, de ahí que la lentitud no tenga nada que ver con la ineficacia, sino con el equilibrio.

El movimiento Slow y su continuidad

El movimiento Slow no está organizado ni controlado por una organización como tal. Una característica importante de este movimiento es que se propone y su inercia se mantiene por individuos que constituyen la comunidad global Slow, comunidad que tiende a expandirse.

Aunque ha existido bajo diversas formas y manifestaciones desde la Revolución industrial, su popularidad ha crecido considerablemente desde que se estableció en Europa Slow Food y Cittaslow, al tiempo que otras iniciativas Slow se extendían por Australia y Japón.

Según dicen sus teóricos, vivimos como si no hubiera mañana, como si los recursos naturales fueran infinitos, y sabemos que no lo son. Hay bastantes elementos en la vida moderna que combinados con la rapidez nos empujan directamente a la superficialidad.

Casi una década después, en los noventa, ese combate contra la tiranía de las prisas y a favor de una cultura de la tranquilidad, ha llevado a las distintas manifestaciones Slow que conocemos y otras que irán surgiendo.

Las ciudades, la comida, e incluso el turismo, son espacios vitales en los que sin renunciar a la tecnología, podemos mejorar nuestras experiencias simplemente olvidándonos un rato del reloj.

¿Creéis que este movimiento será capaz de generar muchos seguidores?

Vía Ecointeligencia

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Hipótesis Gaia

¿Que sabes de la teoría de Gaia?

¿Conoces los planteamientos de Lovelock? Son sin duda un referente imprescindible en todo lo que toca al cambio climático y la sostenibilidad del Planeta.

¿Qué es la teoría Gaia?

Yendo al origen de esta teoría apasionante hemos encontrado por qué James Lovelock alude al planeta Tierra con el nombre de Gaia.

Surgió en la década de los sesenta, cuando el escritor William Golding, que posteriormente ganó el Nobel y muchos otros premios, era vecino y amigo de Lovelock. Ambos vivían en la localidad de Bowerchalke, a unos veinte kilómetros al suroeste de Salisbury, en el sur de Inglaterra. Hablaban con frecuencia de temas científicos en sus paseos por el pueblo o en el bar de la localidad, el Bell Inn.

¿Cómo surge el término de la teoría Gaia?

En 1968 o 1969, durante un paseo, Lovelock contó su hipótesis a Golding, que se mostró muy receptivo, ya que a diferencia de la mayoría de literatos, había estudiado física en Oxford y comprendía plenamente la ciencia del razonamiento. Se entusiasmó y dijo:

“Si tienes intención de presentar una idea de ese calibre, sugiero que le des un nombre de ese calibre, sugiero que le des un nombre apropiado: yo propongo Gaia”.

A Lovelock le encantó la sugerencia, era una palabra, no un acrónimo, y ya entonces veía la tierra en cierto sentido como algo vivo, al menos en la medida en que parecía regular su propio clima y su propia química. Pocos científicos están familiarizados con los clásicos, y no saben que a Gaia se le llamaba también “Ge”. Ge, claro está, es el prefijo de las ciencias de geología, geofísica y geoquímica.

Para Golding, Gaia, la diosa que impuso el orden sobre el caos, era el nombre apropiado para una hipótesis sobre el sistema de la Tierra que regulaba su clima y su química para mantener la habitabilidad.

La teoría de Gaia es una teoría holística, de sistema integral, que como tal no puede ser simulada usando los conceptos de las ciencias de la Tierra y la vida separadamente

Casi todas las ciencias salvo la física avanzada, la psicología y la ingeniería son reduccionistas; en otras palabras, de lo que se trata es de descomponer algo hasta llegar finalmente a partes irreductibles, como los átomos o el ADN. Una ciencia de sistema holístico estudia sistemas operativos completos como la Tierra, los organismos vivos y los artefactos auto reguladores creados por ingenieros.

Aparte de esos sistemas dinámicos, la ciencia holística es aún una ciencia emergente y no está generalizada en la práctica.

¿Catástrofe o solución sostenible?

Lovelock, en su último libro La Tierra se agota, desarrolla su planteamiento de la Tierra como un organismo vivo que se auto regula y cuenta con su propia fisiología, y haciendo énfasis en que si el ser humano no colabora para acelerar este proceso de regeneración, Gaia se volverá en su contra en forma de catástrofes naturales y se alcanzarán niveles insospechados de contaminación.

Algo menos apocalíptico que en otras ocasiones, Lovelock lanza un mensaje positivo: con la implementación de energías no fósiles se puede avanzar en pos del equilibrio ecológico del planeta, y todo ello es factible sin tener que renunciar al estilo de vida actual.

Eso si, entre las energías no fósiles, Lovelock apuesta decididamente por la energía nuclear.

Vía ecointeligencia

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es