Ciudad ecológica del futuro

Guía ecológica para ciudades sostenibles

En este artículo se indaga en un guía que abarca 12 directrices ecológicas que pueden establecerse como puntos clave en la construcción de las características de las ciudades sostenibles en base a un informe denominado  “12 GREEN GUIDELINES” desarrollado por CDBC’s (International Advisory Group for Green and Smart) para intentar definir unas reglas o normas para el desarrollo urbano inteligente.

Las 12 normas ecológicas clave de un desarrollo urbano inteligente

Estos indicadores ecológicos se diseminan en tres grandes grupos:

La Forma Urbana. Identificación del límite de crecimiento urbano, desarrollo orientado al transporte – DOT, pequeños bloques, espacios verdes públicos.

El Transporte. Transporte no motorizado, transporte público, control de coches.

La Energía y Recursos. Los edificios verdes, renovación y distribución de la energía, gestión de residuos, la eficiencia del agua.

Aunque el informe de referencia se divide por cada directriz ecológica en:

Una justificación, explicación de las ventajas económicos, ambientales y sociales, un breve caso de estudio y una lista de las mejores prácticas implementadas.

Por el tamaño del informe nos interesa centrarnos en la justificación de las normas ecológicas establecidas.

Normas ecológicas

Límite de crecimiento urbano – Ciudades compactas

Cada ciudad debe establecer un límite de crecimiento urbano (UGB = Urban Growth Boundary).

El límite debe establecerse sobre la base de un análisis riguroso de las sensibilidades ecológicas, la capacidad del medio ambiente, y la eficiencia o productividad de los diversos usos de la tierra.

Un desarrollo más compacto, es decir, ciudades compactas,  tiene unos beneficios directos:

Impacto de la densidad urbana sobre las emisiones de carbono, y la longitud de las tuberías de agua o las carreteras (Fuente: Banco Mundial).

Son una herramienta para lograr el desarrollo compacto de la ciudad, lo que ayuda a crear condiciones propicias para viajes más cortos y una mayor eficacia en el transporte (Aumenta la eficiencia de la infraestructura pública), en caminar o andar en bicicleta.

Proteger las tierras agrícolas, el desarrollo desordenado y reduce la contaminación del aire.

Gráfica de The New Climate Economy sobre Atlanta y Barcelona, parecida población pero diferentes niveles de emisiones de carbono.

Esta estrategia también puede aumentar el valor del entorno construido con la subida de los costes de la vivienda que puede ser compensado por la disminución en los costes del transporte.

Desarrollo Orientado al Transporte. Ciudades DOT

Una directriz ecológica básica es aborda el crecimiento que maximiza los beneficios del transporte público, mientras se enfatiza fuertemente a sus usuarios, las personas.

El transporte público debe ser el medio de transporte preferido para viajes de larga distancia y corta.

El aumento de la densidad de las personas que trabajan y viven alrededor de las estaciones de transporte es una de las mejores maneras de hacer el transporte público más efectivo, por lo que se deben de establecer reglas concretas y puntos de acceso fáciles al transporte público.

Usos mixtos

Según la guía ecológica,  todas las unidades residenciales deben estar cerca de al menos seis tipos de servicios dentro del radio de 500 metros de la entrada del edificio residencial (Servicios: escuelas, oficinas de correos, bancos, alquiler, clínicas, centros de actividades, restaurantes, etc.).

La relación de trabajadores – residentes (El número de personas trabajadoras dividido por el número de residentes) debe estar entre 0,5 y 0,7. Configurado dentro de un área espacial que no debe de ser más de 15 km2.

Pequeños bloques

Los bloques deben ser menor o igual a 2 hectáreas y el 70% de los bloques debe cumplir con esta norma. Excepciones para las zonas industriales. Los pequeños bloques son el elemento esencial de un transporte urbano eficaz en  red. Crean una densa malla de calles estrechas y caminos que son más amigable para los peatones. Crean variedad de espacios públicos, arquitecturas y actividades, lo que aumenta la vitalidad del vecindario.

Con “super-bloques”, todo el tráfico se concentra en algunas avenidas principales. El resultado neto, es la congestión del tráfico.

Las calles anchas también crear obstáculos a la circulación de peatones, favoreciendo así más a los conductores.

Estos dos gráficos muestran el éxito del uso de pequeños bloques combinados con uso mixto en la ciudad.

Espacios públicos verdes

Públicamente, según los indicadores ecológicos el espacio verde accesible y utilizable debe comprender entre 20-40% de la zona urbana construida (Zonas residenciales deben tener una cobertura más grande).

Todas las residencias debe tener un espacio público accesible a menos de 500 metros.

Dentro del urbanismo, los grandes espacios públicos permiten que un grupo diverso de personas que convivan juntos, crean vitalidad económica y un aumento del valor de las propiedades.

Los espacios públicos puede dar identidad a barrios y un sentido de lugar, que es vital para la creación de la comunidad y mejorar la calidad de vida.

Altos niveles de densidad pueden hacer que las áreas urbanas sean intuidas como espacios  incómodos o apretados.

Normas ecológicas para el transporte

Transito no motorizado

Debería haber zonas conectadas para peatones de al menos 10 Km de longitud por cada kilómetro cuadrado urbano, sin barreras arquitectónicas.

Las rutas de ciclistas de al menos 10 km de largo por kilómetro cuadrado en las zonas urbanas.

La orientación ecológica que se establece en las ciudades más atractivas del mundo hacen hincapié en el entorno peatonal a escala humana. No se produce contaminación, mientras que se proporciona beneficios para la salud humana.

Redes densas para caminar y andar en bicicleta permiten que los desplazamientos más eficientes, fomentando que la gente de los barrios sea más feliz y saludable.

Un estudio de Nueva York confirma que aumentan considerablemente las ventas cuando se incrementa el espacio en vías para peatones y ciclistas.

Transporte público

Todos las nuevas actuaciones urbanísticas al urbanizar  deben estar dentro de un radio de 500 metros de un autobús o estación de transporte pública. Para la ciudad en su conjunto, al menos el 90% de la evolución debe ser dentro un radio de 800 metros de una estación de transporte público.

Hacer accesible el transporte público es una opción de primera clase, una de las mejores
maneras de reducir la dependencia del automóvil. Si el transporte público es una opción de primera clase, la gente a menudo optar por no conducir.

Otro beneficios,  entre ellos es el aumento del precio de la vivienda como se puede ver en esta gráfica.

ciudad sostenible,normas

 

 

Control de coches

Dentro de las directrices ecológicas cada ciudad debe de tener una estrategia para el control de los vehículos y su estacionamiento, indudablemente va aparejado con un transporte público de calidad. Aquí juega un papel fundamental el coste económico, medio ambiental, de salud, aire limpio…etc.

En la siguiente gráfica podemos ver los costes sociales en variación de los modelos de transporte:

Normas ciudad sostenible

 Normas ecológicas en  energía y recursos

Edificios verdes

En la denominada “arquitectura verde“ debe de existir unas políticas y normas ecológicas coherentes que exigen un ratio mínimo de edificios que contengan alguna calificación estándar según perfil urbano.

A medida que los inversionistas y los residentes comprenden la importancia de los impactos ambientales y sociales de las construcciones ecológicas, aumentan las posibilidades ante una comercialización de los edificios más verdes.

Renovación y distribución de la energía

Con aplicación de medidas sustentables y coherentes es posible una reducción de 30 a 50 por ciento en el consumo de energía primaria en una ciudad. Aquí la tecnología juega un papel fundamental y deberán aplicarse medidas y partidas económicas para actuar con contundencia.

Gestión de residuos

Todos los edificios deberían contar con instalaciones de clasificación de residuos. Todos los residuos domésticos deben seleccionarse.

La recogida de residuos peligrosos debe ser una prioridad.

Al menos 30-50% de los residuos debe ser compostados y 35-50% reciclado o reutilizado.

La economía circular juega un papel importante en las ciudades sostenibles:

Eficiencia en el agua

Todos los edificios deberían  tener el 100% en la  adopción de dispositivos de ahorro de agua. En los espacios verdes que rodean los edificios deben adoptarse plantas que requieran bajo consumo de agua.

NLas normas de ciudades sosteniblesToda el agua de consumo debería ser controlada y al menos un 20-30% del suministro de agua debería estar reciclado de cualquiera de las aguas residuales y agua de lluvia.

Esta gráfica demuestra que las tecnologías aplicadas a la eficiencia del agua son rentables.

Informe de referencia “12 GREEN GUIDELINES” desarrollado por CDBC’s (International Advisory Group for Green and Smart).

Vía Ovacen

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Sostenibilidad

¿Somos capaces de construir un “Futuro Sostenible”?

Valora Consultores, con la colaboración de la Fundación OPTI, ha llevado a cabo un estudio sobre “El comportamiento social ante el desarrollo sostenible”, donde se reflexiona sobre cual será el posible comportamiento de la ciudadanía en su vida cotidiana en los próximos años ante el reto de preservar los recursos naturales para las generaciones venideras.

SustentableSostenibilidad en el futuro

El principal objetivo del estudio radica en detectar e identificar los riesgos y problemas a los que se enfrentan no sólo los consumidores, sino también el tejido empresarial, ante la demanda cada vez mayor de recursos.

En el informe se establecen tres escenarios distintos. En ellos se refleja el tipo de respuesta que la sociedad española podría dar, desde ahora y en la próxima década, respecto a la sostenibilidad, teniendo en cuenta la disponibilidad de recursos tecnológicos, económicos, humanos, institucionales y naturales que podrían prevalecer en cada uno de los escenarios.

Escenarios posibles en el futuro

 

“Planeta Azul” (hacia el 2025)

Gracias a la favorable actitud de los agentes sociales, económicos y políticos, junto con la abundancia de recursos tecnológicos y económicos, este escenario ofrece un panorama claramente propicio para dar respuesta a las exigencias impuestas por el paradigma de desarrollo sostenible y para afrontar con posibilidades de éxito ciertos retos críticos para la sociedad española como son la gestión de los efectos derivados del cambio climático, la ordenación del territorio o la mejora de la eficiencia energética.

El planeta azul escenifica un modelo de sociedad ambientalmente consciente en la que prevalece el principio de la moderación y la restricción del consumo. Su alto nivel educativo y cultural explica la fuerte movilización ciudadana a favor de un desarrollo más sostenible bajo el lema: “O nos salvamos todos o nadie se salva”.

Prevalece un modelo de desarrollo económico basado en el crecimiento, pero sin violentar el medio ambiente.

Se potencia el reciclaje, siendo la empresa que vende un nuevo producto la encargada de recuperar y reciclar el antiguo.

Los consumidores están muy informados y realizan un consumo selectivo, ético y ecológico. Huyen del bombardeo publicitario y su lealtad hacia las marcas es muy volátil.

Desarrollo Depredador (hacia el 2025)

El segundo escenario se desarrolla en un contexto en el que los recursos son abundantes para lograr un desarrollo más sostenible, pero los agentes sociales, económicos y políticos, y los ciudadanos en general, se muestran poco alineados con los criterios de sostenibilidad.

Consumismo, el consumo domina la escena económica española y la población encuentra en los centros comerciales todo tipo de soluciones a sus demandas.

La sociedad española se rige mayoritariamente por valores pecuniarios y consumistas y vive inmersa en una cultura de cambio e inmediatez que impulsa el crecimiento del consumo, sin reparar en los graves impactos ambientales que produce este comportamiento.

Los consumidores están poco formados en materia ambiental, no discriminan los productos según criterios de sostenibilidad y, evidentemente, no están dispuestos a pagar por ello.

Guerra feroz entre distribuidores y mercados locales para ofertar productos a bajo precio, lo que repercute en una pérdida de calidad de los productos y en el olvido de los consumidores de la producción local con denominación de origen y de las fórmulas de consumo responsable.

En materia de alimentación, ha aumentado el consumo de productos exóticos procedentes de países lejanos y de productos frescos cultivados por medios artificiales fuera de su estación natural. Esta demanda multiplica la huella ecológica al requerir transportes de largo recorrido y cultivos con elevados consumos energéticos.

La responsabilidad social corporativa vive horas bajas, no ha desaparecido, pero es un simple reclamo de marketing para maquillar las actividades depredadoras de las empresas.

El turismo, este sigue creciendo la actividad urbana y turística en las zonas costeras e insulares, al tiempo que muchas urbanizaciones en el litoral mediterráneo han tenido que ser abandonadas por la escasez de agua para mantener sus onerosos equipamientos deportivos y recreativos.

Proliferan proyectos inmobiliarios caracterizados por una clara falta de criterios de sostenibilidad: estaciones artificiales de esquí en zonas cálidas y playas artificiales en climas fríos.

El transporte, por carretera es el que sigue dominando tanto para el transporte de pasajeros como de mercancías.

El ferrocarril se ha desplegado por todo el país aunque de forma poco respetuosa con el medio natural. En las ciudades prevalece el trasporte puerta a puerta frente al transporte público y el uso de la bicicleta es muy marginal ante la ausencia de carriles exclusivos.

Las energías. El consumo de recursos energéticos en los procesos productivos y sectores como el transporte y la vivienda es muy elevado y la creciente demanda energética se cubre a través de la energía nuclear y el carbón.

Conciencia. Con el fin de no agrandar la huella ecológica por los costes energéticos y de transporte, el consumo se orienta hacia productos alimenticios frescos producidos en los territorios próximos y dentro de sus estaciones naturales.

La fuerte movilización social hacia los temas ambientales ha calado fuertemente en el ámbito empresarial: la Responsabilidad Social Corporativa es ampliamente aplicada por las empresas españolas, aportándoles beneficios tangibles.

Los criterios de sostenibilidad se han adoptado en todos los sectores productivos, incluso en las Pymes, mediante la implantación de sistemas de gestión ambiental.

Imperan los modelos de gobierno muy participativos y transparentes. El Gobierno Español cuenta con una estrategia nacional e intersectorial, coherente con la Unión Europea, para hacer frente al cambio climático.

Ante los excesos inmobiliarios cometidos a finales del siglo XX, se han dictado moratorias urbanísticas que han frenado el desarrollo urbano y turístico del litoral español. Se observa una mayor protección del suelo virgen y los planes urbanísticos contemplan importantes reservas de suelo libre, con el fin de preservar sus funciones paisajísticas y de conexión ecológica.

Han descendido los niveles de consumo per cápita en recursos energéticos e hídricos.

Sociedad concienciada. Se observa un abandono paulatino de los centros comerciales periurbanos a favor de las áreas comerciales más integradas en los tejidos urbanos.

Se promueve un modelo de ciudad compacta, compleja y eficiente. Cuenta con abundantes espacios públicos que facilitan las relaciones humanas y proporciona servicios básicos, fácilmente accesibles a las viviendas, con el objetivo de minimizar los desplazamientos en transporte motorizado.

Clara apuesta por el ferrocarril de alta velocidad frente a las carreteras de alta capacidad y mayor uso del transporte colectivo, lo que permite recuperar la calle como espacio público para la movilidad no motorizada y la relación social. Muchas ciudades cuentan con extensas áreas dedicadas para uso exclusivo de bicicletas.

Los nuevos conceptos sobre propiedad compartida (vehículos, segundas residencias, etc.) han ganado muchos adeptos al reducir el consumo de recursos y mejorar los índices de sostenibilidad.

Tecnología. Extensa utilización de la arquitectura bioclimática. Gracias a las innovaciones tecnológicas en este campo los nuevos edificios satisfacen entre el 60 y el 70% de sus necesidades energéticas mediante la aportación solar. Además, las emisiones residenciales de CO2 han disminuido un 40%.

Existen estrictas normativas europeas sobre el control de emisiones en sectores fuertemente contaminantes, como son el transporte y las industrias de procesos que han supuesto una pesada carga en sus cuentas de resultados, pero la acción concertada entre empresarios y gobierno ha facilitado la transición hacia tecnologías menos contaminantes.

Futuro sostenible

Vuelta a Empezar (hacia el 2025)

Este tercer supuesto de futuro plantea un escenario dominado por la tensión y la frustración social, debido a que los agentes públicos y privados están perfectamente concienciados sobre las necesidades de un desarrollo sostenible, pero sus expectativas se han visto truncadas por la falta de respuestas en los ámbitos tecnológico y económico.

Decepción. La sociedad española sufre un profundo desencanto con el orden socioeconómico establecido desde finales del siglo XX, que ha provocado una crisis de consecuencias imprevisibles. Se produce un profundo cambio en los valores sociales y se rechaza el consumismo a favor de la religiosidad o del compromiso personal con el resto de la sociedad.

El crecimiento económico. En España es nulo o muy pequeño. Las tasas de desempleo superan los dos dígitos y el acceso al mercado laboral es muy difícil, al tiempo que ha aumentado la precariedad laboral.

Conciencia. Esta difícil situación, unida a la alta concienciación social en temas ambientales provoca una transformación drástica de los estilos de vida. Entre los dominantes está el principio de ganar y consumir menos con el objetivo de trabajar menos o de forma más flexible.

La gente parece dispuesta a cambiar sus comportamientos cotidianos con el fin de superar la crisis socioeconómica que se vive en ese momento.

Economía. La fuerte recesión económica que vive el país ha frenado, incluso ha descendido levemente, el consumo de energía primaria. El encarecimiento de los combustibles fósiles junto con la baja producción hidroeléctrica a causa de la persistente sequía, ha obligado al gobierno a volcarse en el desarrollo de la energía nuclear y las energías renovables. Esta apuesta por la energía nuclear produce un profundo rechazo social, que se refleja en frecuentes y polémicos debates entre las fuerzas vivas.

Consumo. Los consumidores adoptan forzosamente comportamientos de consumo y de ocio más responsables. Se reduce drásticamente el gasto familiar en ocio y en bienes de lujo para preservar el consumo de productos básicos.

El precio se convierte en factor determinante en la adquisición de productos y pierden relevancia otros factores como la innovación, la marca, la imagen o los envases. El ciclo de vida de los productos se alarga y se potencia su reutilización y reciclaje.

Tecnología. El empresariado se ha visto forzado a la incorporación de tecnologías que proporcionen ahorros energéticos para optimizar los procesos productivos, lo que supone la transformación forzosa de la ética empresarial respecto a los temas ambientales. Las actuaciones irregulares de muchos empresarios en este campo provoca la desconfianza de la sociedad hacia el sector privado.

Vuelta a un medio rural. Pero bien equipado, con el propósito de disfrutar más de la naturaleza y de un ritmo de vida más sosegado. Tanto en el medio rural como el urbano, los estilos de vida están marcados por el espíritu de la autosuficiencia. Los ciudadanos han aprendido a ser más eficientes con el consumo de recursos no renovables y a valorar al máximo los conceptos de reutilización y reciclaje.

Transporte. Predominan los medios de transporte colectivo y no motorizados. Se apuesta por el ferrocarril y el transporte marítimo como los más sostenibles para el traslado de personas y mercancías, en detrimento de las carreteras de alta capacidad y del transporte aéreo.

En las ciudades, el automóvil privado se ha convertido en un artículo de lujo y en su lugar se propicia el uso de transportes colectivos y vehículos individuales no motorizados. La crisis energética ha impulsado a abrir un gran número de carriles para bicicletas, con gran aceptación por parte de los ciudadanos.

Infraestructuras. En este escenario existe una fuerte demanda social para transformar profundamente el proceso edificatorio y orientarlo hacia modelos y proyectos más sostenibles. Las Administraciones Públicas obligan a la construcción de cualquier tipo de edificio nuevo según criterios bioclimáticos.

Responsabilidad social. Las Administraciones Locales son perfectamente conscientes de la importancia de abordar un desarrollo sostenible y responsable, pero se ven condicionadas por otras prioridades críticas: el aumento de las necesidades sociales y la reducción de costes.

Estudio sostenibilidad en el futuroConclusiones del estudio

Una vez analizados e identificados los riesgos y problemas a los que la empresa y el consumidor ha de hacer frente, el estudio concluye que: cualquiera que sea el escenario que nos depare el futuro, el logro del paradigma de la sostenibilidad en nuestro país pasa por el cumplimiento de una serie de condiciones que nos permitan afrontar con mayor certidumbre los retos venideros.

  • Hay que diseñar escenarios climáticos más precisos para conocer mejor el posible impacto climático en aquellas actividades socioeconómicas clave para España.
  • Deben evaluarse con realismo y rigurosidad las capacidades efectivas de la tecnología para solventar los futuros problemas energéticos y ambientales.
  • Hay que elaborar planes de ordenación territorial de carácter integral e intersectorial que apuesten decididamente por la sostenibilidad.
  • La Administración Pública, ya sea europea, nacional, regional o local debe sentirse comprometida y responsable con las normas que debe poner en marcha en su nivel competencial respecto a la consecución del desarrollo sostenible.
  • La concienciación social y la inteligencia colectiva respecto a la sostenibilidad debe aumentar con el fin de transformar los comportamientos socioculturales y de consumo hacia otros más sostenibles.

En definitiva, en España nos enfrentamos, en gran medida, a un reto de índole cultural en el que van a primar la información y la educación ciudadana como principales herramientas para abordarlo.

Enfrentarnos a este desafío va a suponer importantes modificaciones tanto en nuestros hábitos de vida y comportamientos sociales como en los sistemas de gobierno y en los modelos empresariales.

Ante estos cambios se abren nuevas oportunidades económicas, sociales y ambientales.

En este sentido, del estudio, se extrae la necesidad de desarrollar soluciones que permitan a las empresas abordar los retos que le van a exigir la sociedad y la administración. Estos retos pasan por re-imaginar las estrategias de las empresas y por desarrollar nuevos productos de sostenibilidad. Para ello, innovación y sostenibilidad son los elementos claves en las que se han de basar los nuevos modelos de negocio.

Vía Construible

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Urbanismo ecológico

Eco-urbanismo y sostenibilidad

Cada vez más las ciudades se comprometen en adoptar medidas a favor de políticas de sostenibilidad. Sin embargo, es evidente que bajo el nombre de sostenibilidad se dan concepciones a veces dispares.

Aplicar en la construcción y el urbanismo criterios de sostenibilidad significa adoptar diseños y tecnologías que permitan reducir el derroche de materiales y energía actual, pero que además eviten los focos de contaminación y contribuyan a la salud física y emotiva de sus habitantes.

Rediseñar la ciudad

El diseño de asentamientos humanos debería crear un ambiente particular para que estos aprovecharan al máximo las bondades del entorno y minimizaran las amenazas. La mayor parte de los pueblos y ciudades en Europa se organizan sobre territorios históricos con una dilatada interacción entorno-sociedad humana. Son pocas las ocasiones en que se parte de un suelo urbanizable libre de condicionantes ya sean ambientales, sociales o económicos. Esta es la razón por la que hay muy pocos ejemplos de urbanismo con criterios de sosteniblidad o también eco-urbanismo.

¿Cómo debe de ser un diseño urbanístico ecológico?

De forma resumida el diseño urbanístico ecológico en primer lugar atiende a una distribución de las edificaciones que les permita aprovecharse la captación pasiva solar y así, sacar provecho de los potenciales energéticos, ya sean del suelo (geotérmicos) o geográficos (ventilación cruzada).

Debe organizar los espacios

Los espacios que rodean a los edificios deben organizarse para que sean capaces de variar el microclima y que además contribuyan a aumentar el nivel emotivo de sus habitantes. La felicidad de las personas tiene mucho que ver con la calidad de un buen diseño urbanístico.

La movilidad

La organización de la trama territorial se estructura para que la movilidad de personas y mercancías pueda minimizarse o bien sea con medios que ahorren energía.

En este sentido, la combinación de diferentes usos (residencial-laboral, ocio-residencial) facilita el uso de vehículos ligeros, no contaminantes o una red de transporte colectivo, y determina así el gasto de energía y recursos naturales.

Edificios que funcionan

Un urbanismo ecológico no puede dejar al margen la captación de energía, el uso y reciclaje del agua y el tratamiento de residuos. En estos tres ámbitos, a menudo se puede intervenir desde un punto de vista del diseño territorial.

La estructura de los edificios

Esta puede facilitar que estos sean captadores de energía solar  o puedan aprovechar el viento si tienen alturas mayores.

El modo en que canalizamos las aguas pluviales y las separamos de las aguas grises o negras, el tratamiento de depuración realizado a partir de depuradoras biológicas verdes que a su vez actúan como zonas verdes de ocio, son algunas de las posibilidades de cómo la gestión del agua puede mejorarse con el eco-urbanismo.

La correcta gestión de los residuos tanto de la construcción como domésticos está muy condicionada por el urbanismo. En calles estrechas, sin chaflanes, en tramas urbanas con pocas plazas o espacios verdes la ubicación de islas de reciclaje, espacios para el compostaje comunitario o centros de aportación de residuos valorizables se complica enormemente.

Respetar el entorno natural

El eco-urbanismo debe atender una premisa solidaria puesto que la ocupación territorial para la implantación de un asentamiento humano debería comportar siempre la restitución o adecuación de espacios re-naturalizados para preservar la biodiversidad.

La presencia de biotopos, marismas o bosques urbanos permiten que dispongamos de espacios para la educación a favor del medio y a la vez mantener espacios con vida silvestre, pues esta contribuye al reequilibrio emocional de las personas.

Los éxodos de fin de semana de la mayoría de las grandes metrópolis están muy relacionados con la falta de espacios naturales dentro de la propia trama urbana o lugar de residencia de las personas.

Aprender de la naturaleza

Algunos de los elementos de diseño ecológico se basan en la promoción de medidas de eficiencia energética y ahorro energético en el diseño arquitectónico de forma que, desde la tipología de iluminación hasta los cerramientos (ventanas y aberturas), hayan sido diseñados para no dejar escapar el calor.

La ventilación cruzada que se consigue gracias a una buena orientación del edificio o a un aprovechamiento de las cubiertas para la captación de la energía solar o contribuir a incrementar los espacios verdes con cubiertas vegetales son algunas de estas posibilidades para una ciudad más sostenible.

Un buen ejemplo de la edificación sostenible lo podemos encontrar incluso en la ciudad de Nueva York. Cada vez son más las posibilidades de cómo contribuir a un futuro más ecológico en las ciudades.

El diseño de las futuras urbes debería inspirarse en la naturaleza. El estudio de los modelos de la naturaleza para luego imitarlos o tomarlos como fuente de inspiración en el diseño de tecnologías y procesos para solucionar los problemas humanos es sin duda una de las mejores opciones para implementar la sostenibilidad.

Es evidente que en los 3,8 mil millones de años de evolución, la naturaleza ha aprendido a solucionar todo tipo de problemas vitales. La arquitectura, la ingeniería y la biología precisan unir sus esfuerzos para lanzar una nueva revolución en el diseño urbano basado en diseños más naturales.

El camino está iniciado, ejemplos

El barrio de Kronsberg, cerca de Hamburgo, la ciudad de Friburgo, ambas en Alemania,  Fujisawa, en Japón, se pueden citar como ejemplos de eco-urbanismo y bio-construcción. También otras ciudades están apoyando proyectos de remodelación de barrios adoptando criterios ecológicos no sólo en la construcción de las viviendas sino también en la planificación territorial de los mismos.

Este es el único camino posible para vivir de una forma saludable.

Vía terra.org

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Energía sostenible pintura solar

Pintura Solar, hogar sostenible

¿Te imaginas pintar las paredes, techos, tejas o ventanas de tu casa y conseguir energía al igual que lo hacen los paneles solares fotovoltaicos?. La respuesta se encuentra en la pintura solar.

Un equipo del departamento de ingeniería química de la Universidad de Texas, con Brian Korgel como su mayor propulsor, ha desarrollado un método de fabricación 10 veces más barato que los actuales paneles y predice que podría estar listo para su comercialización en unos cinco años.

Consiste en una “Pintura Solar” que posee un material semiconductor denominado CIGS (cobre, indio, galio y selenio).

¿Cómo funcione la pintura solar?

El componente de la “Pintura Solar” es una tinta que al extenderse por las paredes de una casa, o al imprimirse en superficies tiene la propiedad de convertir la energía de los rayos solares en electricidad.

Esta tecnología vincularía dos disciplinas científicas en un mismo proyecto, la ingeniería química, que sería la encargada de producir las pinturas, y la nanotecnología, que se encargaría de diseñar empleando nanotubos de carbono , el material con las propiedades necesarias para que al incidir sobre él la luz solar, sea capaz de desprender electrones que generen la corriente eléctrica.

Nanotecnología.Energía sustentable

Diseño e inversión de la pintura solar

Hasta el momento, se han diseñado algunos prototipos de esta tinta solar, su eficiencia es en torno al 2%, lo cual  está muy por debajo del 25% o más que logran las células fotovoltaicas.

Las inversiones en esta nueva tecnología para tener mayor eficiencia aumentan cada día.

Empresas americanas y chinas, e incluso instituciones públicas como el Departamento de Energía Estadounidense, desarrolla investigaciones para mejorar la eficiencia de las tintas solares. Según, Nabuo Takana, director de la Agencia Mundial de la Energía, asegura que entre el 20% y el 25% de la electricidad mundial podría tener origen solar en 2050.

Vía Espacio sustentable

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Casas de 500$

¡La casa más barata del mundo!

Tata es la marca india de coches que alcanzó el estrellato mediático gracias a su Nano, un modelo de coche que se comercializa en el subcontinente asiático por menos de 2.000 dólares. El objetivo de Tata con su Nano no era otro que democratizar el acceso al transporte privado para que incluso las familias con menos poder adquisitivo pudieran disponer de un vehículo propio.

Ahora, la empresa se ha propuesto revolucionar el mercado inmobiliario, lanzando una casa por tan solo ¡¡¡500 euros!!!.

Se trata, obviamente, de un inmueble prefabricado y construido con diversos materiales.

¿Cómo es la casa Tata?

Es pequeña pero confortable, en 20 metros cuadrados cuenta con cocina, aseo, baño, salón y una habitación.

El kit completo incluye también tejado, puertas y ventanas, todo lo necesario para poder levantar la casa en tan solo siete días. Alucinante, ¿no?.

Casa Tata de 500$

Opciones de la casa Tata

Para los que tienen algo más de dinero disponible, la compañía ha previsto lanzar una versión superior, de 30 metros cuadrados, que incluiría interesantes opcionales, como un techo solar para proveer de energía eléctrica a los distintos aparatos de la casa e incluso, un porche para disfrutar de momentos al aire libre sin renunciar a los placeres del hogar.

A la inversión de 500 dólares en el kit para fabricar la casa habría que añadir el coste del terreno sobre el que se va a levantar.

Los ingenieros de Tata afirman que la casa tendría una duración aproximada de unos 20 años, por lo que el coste anual de la casa sería inferior a 25 euros, lo que sin duda es mucho menor que cualquiera de las hipotecas a las que estamos acostumbrados en occidente.

Como hemos comentado, ¡la más barata del mundo!

La compañía Tata pionera en abaratar necesidades

Esta casa es un logro más que añadir al extenso catálogo de récords de Tata.

Y es que la compañía india no solo vende el coche más barato del mundo, sino que también ha diseñado y comercializado el filtro de agua más barato del mundo:

Un dispositivo que por unos 21 euros permite a todas las familias indias tener acceso a agua potable sin arruinarse o tener que desplazarse grandes distancias.

Sin duda, esta iniciativa supone un paso más para que Tata se afiance como una de las compañías preferidas por los consumidores indios.

Ahora solo queda una incógnita ¿Llegará a Europa y América la casa más barata del mundo?. Depende de muchos intereses, pero poder tener una casa muy económica, se puede.

Vía Diarioecología.com http://diarioecologia.com/Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

 

Nano tecnología sostenible

Crean chips biodegradables para dispositivos electrónicos

El dinero no crece en los árboles, pero los componentes electrónicos de nuestros gadgets, tablets u ordenadores puede que pronto si lo hagan.

En un intento de hacer la producción de dispositivos electrónicos más sostenible y reducir sus residuos contaminantes, que es uno de los grandes problemas medioambientales en la actualidad, los investigadores han logrado desarrollar un chip semiconductor hecho casi por completo de madera.

¿Como es este material biodegradable?

Los científicos nos cuentan que esto pone de manifiesto la capacidad que puede existir en unos años para sustituir los chips de computadora con lo que ellos llaman “nanofibras de celulosa (CNF),” un material biodegradable hecho de los árboles.

Acostumbrados a la electrónica de consumo actual hecha a base de materiales potencialmente tóxicos, el equipo tiene la esperanza de que al cambiarlos por materiales más sostenibles algunos de los problemas estos residuos no biodegradables generan se podría aliviar en parte.

¿Qué ventajas tiene este material biodegradable?

Según los investigadores, más de 426.000 teléfonos móviles se tiraron a la basura en 2007 sólo en Estados Unidos, a nivel mundial la cifra podía ser incalculable.

Con los rápidos avances tecnológicos, la electrónica cada vez es más accesible y su consumo masivo de productos no biodegradables también, esto hace que el coste medioambiental continúe aumentando año tras año. Si añadimos a esto el uso de los recursos naturales no renovables, no os será difícil ver que el consumismo actual no es nada sostenible.

¿Cómo surge este estudio de la nano-tecnología sostenible?

Desde la Universidad de Wisconsin-Madison, un equipo ha estado investigando nano materiales sostenibles desde el año 2009.

Al romper la madera en unidades aún más pequeñas que las fibras usadas típicamente en la producción de papel, comenzaron a ver la madera a escala nano. A partir de aquí, fueron capaces de producir nano-fibras de celulosa transparente muy fuertes y flexibles.

Problemas, soluciones y aplicaciones de la nano-tecnología sostenible

El principal problema de este material es su capacidad para expandirse o contraerse dependiendo de las condiciones que se le apliquen. Pero ellos han sido capaces de solucionar este problema cubriendo con eficacia el material en una capa fina de pegamento, aplican epoxi en la superficie de las nano-fibras de celulosa.

Los investigadores esperan que la impresionante flexibilidad del material signifique que pueda ser ampliamente utilizado en los chips de ordenador, y que las propiedades biodegradables de este nuevo material ayuden a que la industria electrónica sea más sostenible y así reducir la dependencia de los materiales tóxicos y contaminantes que se usan hoy en día en esta industria.

Vía Ecoinventos

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Edificio con certificación LEED

Beneficios de vivir en edificios sostenibles

El buen vivir comienza por nuestras decisiones habitacionales, preferir un edificio con certificación LEED puede reportarte beneficios económicos y ecológicos.

Las decisiones más importantes de la vida son, qué estudiar, casarse o no, tener o no tener hijos, y como no, es elegir cómo y dónde vivir.

En el contexto actual, todo tiene que ver con el “estilo de vida” que queremos tener y eso implica incorporar conceptos tan centrales como la ecología.

Edificios sostenibles. ¿Marketing o necesidad?

Si bien parece ser parte del marketing lo del “edificio amigable con el medioambiente o eficiente”, hay verdaderas contribuciones al planeta y lo más importante, a la conciencia ecológica para ti y los que te rodean, como el ahorro por medio de la sostenibilidad.

Los 5 beneficios de los edificios eficientes y sostenibles

1-Disminución en el consumo y costos de energía:

Esto es, porque se utilizan luminarias eficientes y de bajo consumo, además de paneles solares y ascensores con autogeneración de energía, por lo que se reduce el consumo y el valor en las cuentas de luz al usuario final.

2-Eficiencia en el consumo de agua:

Se logra a través de la incorporación de diversos mecanismos que buscan disminuir su consumo, al tiempo que también se traduce una bajada en la cuenta del usuario final. Para esto, se utilizan aireadores de agua, que permiten mezclar el aire con el agua y así reducir en caudal del grifo, generando un chorro uniforme, conservando la calidad y confort necesarios.

En cuanto a los baños, se instala un sistema denominado “dual flush”, es decir que el inodoro cuenta con doble descarga, que permite elegir entre dos tipos de enjuagues, uno más potente que el otro, reduciendo hasta en un 50% el consumo de agua en cada descarga.

En relación a la mantención de jardines, se incorpora el sistema de riego por goteo, lo que también genera un importante ahorro en el consumo de agua que puede llegar al 60% respecto a los sistemas tradicionales de riego.

3-Privilegian la conectividad:

Los proyectos sustentables buscan desarrollar sus proyectos en zonas cercanas a estaciones del Metro o cercanos a puntos de transporte colectivo, como una manera de desincentivar el uso del automóvil, lo que reduce la congestión vial y las emisiones de CO2.

4-Incentivo de la vida sana:

Se logra a través de la instalación de diversos equipamientos para la práctica del deporte sin la necesidad de tener que salir del lugar donde se vive, tales como gimnasios, pistas para correr, piscinas , además de estacionamientos para bicicletas y un stock de las mismas para los residentes.

Todo, con el objetivo de que las personas puedan llevar una vida más activa, ligada al ejercicio y a una vida menos sedentaria.

5-Bienestar acústico:

La instalación de termo paneles contribuye a tener un mayor control acústico en el interior de los departamentos, entregando mayor confort para sus residentes, además ayuda a controlar la entrada de frío excesivo o calor en el interior del recinto.

De esta forma todos ganan, las empresas que se dedican al sector inmobiliario, se benefician de estos nuevos valores sociales que han incorporado la eficiencia energética y la sostenibilidad, captando así nuevos clientes y estos a su vez contentos porque disfrutan de los beneficios que se aportan a la naturaleza.

Existe un certificado de eficiencia para los edificios, es la “Certificación LEED”, que funciona por puntos.

Ejemplo de edificio con certificación LEED

El Empire State.

Este icono de Nueva York, data de 1930, pero desde 2011 tiene la calificación Golden LEED . Además de los sistemas de calefacción, refrigeración y plomería más eficientes, el edificio cuenta con un nuevo programa de reciclaje y una política de uso de productos de limpieza no tóxicos. También hay un plan para la compra de energía renovable suficiente para que el Empire State Building sea totalmente neutro en su huella de carbono.

Vía Veoverde

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Que la fuerza te acompañe alargascencia

¡Que la alargascencia te acompañe!

Amigos de la Tierra ha elaborado un directorio de establecimientos que alargan la vida útil de los productos.

Esto lo hacen, arreglando, compartiendo, reparando, alquilando, intercambiando o utilizando productos de segunda mano.

La organización ecologista propone esta alternativa “frente al consumo lineal, que han impuesto los mercados y las grandes empresas, y asimismo frente a la obsolescencia programada y percibida”.

Amigos de la Tierra anima en estas fiestas navideñas, a que la ciudadanía acabe con la cultura del usar y tirar: “cierra círculos -proponen desde la “oenegé” y acaba con el sistema actual de extraer recursos naturales, usarlos (pocas veces) y tirarlos.

El discurso de la organización ecologista es muy directo:

“Si eres de las personas que se resisten a cambiar de teléfono móvil una vez al año, incluso aunque se rompa la batería o saquen un modelo ‘mejor’; si has comprobado que usas un taladro menos de cinco veces al año y no le ves la lógica a comprar uno nuevo; si tienes o necesitas ropa de bebé que dura menos de tres meses…¡Bienvenidos a la alargascencia!”

¿Qué es la alargascencia?

Pues consiste en alargar la vida de los productos y hacer de ellos una forma de consumo responsable.

¿Cómo conseguirlo?

Para ello , cuentan los Amigos de la Tierra,  “estamos recopilando, en este directorio, tiendas, talleres y, en general, lugares donde se proporcionan estos servicios”.

La organización ecologista apela además a la ciudadanía para que contribuya en la construcción de este directorio: “si conoces más iniciativas de este tipo no dudes en avisarnos para sumarlas a este mapa y contribuir a que crezcan las alternativas”.

Criterios que siguen los establecimientos de Alargascencia.

Este es el discurso en el que arraiga Alargascencia;

El patrón de consumo actual viene marcado por productos poco duraderos, y difíciles de reparar y reutilizar. El reciclaje, no es suficiente para asegurar un consumo de recursos naturales sostenible. Amigos de la Tierra considera así que el cambio de hábitos hacia un modelo más responsable es un importante motor para avanzar hacia una sociedad más justa y solidaria.

Esos son los argumentos que esgrime esta organización ecologista para justificar el lanzamiento de Alargascencia.org, un lugar en la red que pretende poner en manos de la ciudadanía una herramienta que sirva “para encontrar soluciones frente a la obsolescencia programada y percibida, y alargar así la vida útil de los productos, alcanzando de ese modo no solo un ahorro económico, sino también ambiental”.

¿Qué alternativas ofrece Alargascencia.org?

Alargascencia.org ofrece diferentes alternativas (alquiler, compra-venta de segunda mano, reparación) de diferentes productos (ropa, muebles, electrodomésticos) en distintas provincias del estado español.

Al tratarse de un proyecto de colaboración, el número de iniciativas crecerá gracias a la colaboración de las personas usuarias, a las que la asociación invita a participar sugiriendo nuevos establecimientos.

Alargascencia pretende convertirse en la opción de todas aquellas personas “que no quieren considerar sus objetos residuos demasiado pronto, a la vez que se torna como herramienta de educación ambiental, con información sobre las ventajas ambientales y sociales de estos modelos de consumo”.

Los primeros eslabones de la jerarquía de gestión de residuos, reducción y preparación para la reutilización, según Amigos de la Tierra, son los más importantes para poner en marcha una estrategia de Residuo Cero.

“Por tanto, Amigos de la Tierra invita a la ciudadanía a utilizar y colaborar en Alargascencia, y a las administraciones públicas a trabajar por el incremento de estos modelos de negocio, con bajo uso de recursos naturales”.

Amigos de la Tierra se define como “una asociación ecologista con la misión de fomentar el cambio local y global hacia una sociedad respetuosa con el medio ambiente, justa y solidaria”.

Objetivos de Amigos de la Tierra

1. Avanzar en la construcción de una ciudadanía social y ambientalmente comprometida.
2. Poner en marcha alternativas concretas que fomenten una agricultura y alimentación sanas, justas con el medio ambiente y con las personas.
3. Avanzar hacia un modelo energético limpio y en manos de la ciudadanía
4. Reducir el uso de recursos naturales, con iniciativas de residuo cero y la reducción del sobre consumo lineal (extraer, usar poco tiempo, tirar)”.

Amigos de la Tierra trabaja por el bien común de las personas dentro de los límites del planeta.

Nosotros podemos, por lo menos, pensar en darle una oportunidad mas a nuestros aparatos, aunque en esta sociedad de consumo, se hace difícil no caer en las tentaciones, sobre todo si son tecnológicas.

Enlaces; Amigos de la tierra.org.

Vía Energíasrenovables.com

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

Comprar y tirar, obsolescencia programada

¿Que es la Obsolescencia?

Existen varios tipos de obsolescencia, vamos a ver cuáles son y como podemos combatirlas.

Tipos de obsolescencia

Obsolescencia Programada

Es la más conocida de todas. Este tipo de obsolescencia viene con el producto, ya que ha sido diseñado para no durar, para dejar de ser útil, y que el consumidor tenga que volver a comprar uno nuevo cada cierto tiempo.

Los electrodomésticos son los que más sufren este tipo de obsolescencia.

Obsolescencia Percibida

En este caso lo único que cambia es el diseño, no quiere decir que el producto deje de funcionar.

Las empresas solo cambian el diseño cada cierto tiempo. Esto provoca en los consumidores la sensación de que tienen productos antiguos.

Donde más se nota es en la ropa, y por ello tenemos la sensación de que hay que salir a comprar ropa de “esta temporada”.

Obsolescencia de Especulación

Es la que más afecta a los ordenadores, móviles, tabletas…, nos hacen pensar que hemos comprado el producto definitivo y a los pocos meses sale otro que tiene la pantalla más grande, una cámara con más megapíxeles o mayor capacidad.

Parte de esto es resultado de la investigación, pero no te engañes, que ofrezcan los avances con cuentagotas es para aumentar las ventas.

Podrían haber lanzado un producto con todas las características, pero haciendo estas “mejoras” cada pocos meses hace que la empresa parezca más innovadora y que los productos que tienes no son lo suficientemente buenos nunca.

¿Cómo luchar contra la obsolescencia?

Como ya hemos visto hay distintos tipos de obsolescencia y la forma de combatirlas es diferente.

Para luchar contra la obsolescencia programada, debemos tener en cuenta que la reparación siempre es mejor que comprar un aparato nuevo, de esta forma alargamos la vida útil y evitamos residuos y consumo de materias primas.

También seguiremos pendientes del sello que determinará qué productos están libre de este tipo de obsolescencia y que permitirá a los consumidores decidir a qué empresas entregamos nuestra confianza.

En cuanto a la obsolescencia percibida y de especulación, la forma de evitarlas es analizar nuestra actitud:

  • Pensar antes de comprar si realmente lo necesitas. Puede que solo creas que lo necesitas.
  • Si es algo que no vas a usar mucho, puede que prefieras pedirlo prestado.
  • Utilizar productos de segunda mano, son más baratos y suelen estar en buen estado.
  • La economía colaborativa puede ser la solución que buscas. Intercambiar, alquilar en vez de comprar, compartir… son las bases de la economía colaborativa.
  • No dejarse engañar por el marketing. Tener siempre el último móvil, por ejemplo, es una carrera que no vas a ganar nunca, de hecho, vas a perder un montón de dinero.

Vía lahipótesisdegaia

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es

 

Ciudad que se come,sostenibilidad

Una ciudad comestible

La localidad alemana de Andernach sustituye sus zonas verdes tradicionales por huertos cuidados por los vecinos, que pueden llevarse gratuitamente los productos cosechados.

Iniciativa sostenible de Andernach

Cuando Thomas Manz quiere cocinar unas verduras u hortalizas, coge su cesto, sale a la calle y las recolecta en alguno de los espacios públicos de su localidad, Andernach, una población de unos 30.000 habitantes al norte del estado alemán de Renania-Palatinado. Se hace con una col, unos calabacines o cualquier otro producto que ya esté en su punto y se los lleva a su cazuela.“Vengo un par de veces por semana y me dejo inspirar por lo que encuentro”

Los vecinos de Andernach pueden proveerse de los vegetales que crecen en los huertos que ya cubren una quinta parte de los parques, jardines y zonas verdes de la villa. Tomates, uva, calabazas, manzanas, pimientos, lechugas, fresas, hierbas aromáticas, incluso cereales y numerosas flores de colores prosperan en lugares como el paseo que sigue la orilla del Rin o el foso del viejo castillo medieval a la espera de que cualquier ciudadano acuda a recogerlos para aportar a su dieta unos ingredientes ecológicos, de insuperable proximidad y totalmente gratuitos.

Los cultivos cubren ya 8.000 M2 en el centro y unas 13 hectáreas en las afueras

El Ayuntamiento financia el mantenimiento de los cultivos, del que se encarga un equipo de veinte exparados de larga duración que reciben un pequeño salario a cargo de subsidios federales, y el presupuesto municipal incluso ahorra dinero, ya que el cuidado de estos espacios, que no es preciso replantar una o más veces al año, resulta mucho más económico que antes, admite el alcalde Achim Hütten.Los inicios no fueron fáciles para el impulsor de la idea, el funcionario de la Oficina de Planificación Urbana Lutz Kosack.

“Los políticos se oponían: temían que los espacios verdes se echasen a perder o se deterioraran, tenían miedo al vandalismo, y al rechazo de la ciudadanía”.

Las dudas se disipan cuando hay buenos resultados

Vieron que 100 tomateras plantadas en un parterre a orillas del río salían por poco más de un euro y medio la unidad, mientras el mantenimiento del banco que había allí antes, por actos vandálicos, llegaba a costar 500 euros al año al contribuyente. Un metro cuadrado de tulipanes que había que replantar continuamente, o sustituir por otras flores, costaba 60 euros al año. Los arbustos que lo ocupan ahora le cuestan a la ciudad 10 euros, y encima proporcionan frutos.

Cuando vieron el entusiasmo con que los vecinos acogieron el proyecto de la Ciudad comestible, lleva desde la primavera de 2010, los ediles desterraron ya todas sus dudas, y se dieron cuenta de que desde el consistorio también se podrían recoger –literal y figuradamente– sus frutos.

También Ovejas y gallinas

Poco a poco, en Andernach, los letreros de “No pisar la hierba” fueron siendo sustituidos por los de “Coja lo que quiera”.

Kosack logró ir reemplazando los aburridos setos y parterres o “cementerios de plantas” como los llamaba, por huertos donde bulle la actividad, humana, animal y vegetal.

El paisaje cambia radicalmente en cada estación. “Es algo fantástico: pasar las vacaciones aquí es mejor que ir a Italia”, manifestaba una veterana residente a la TV pública alemana.

En total, los cultivos cubren ya unos 8.000 M2 urbanos de Andernach. Además, alrededor de la ciudad se extienden otras 13 hectáreas de terrenos municipales donde, a cargo del erario público, se practican ecológicamente la agricultura y la ganadería (con felices pollos y ovejas que se alimentan entre flores).

Los productos de origen animal (carne y huevos) no pueden recogerse a voluntad, deben adquirirse en una eco-tienda a precios subvencionados.

La ciudadanía se ha involucrado muy activamente en el proyecto y ello ha abaratado enormemente sus costes. Muchos vecinos cavan, siembran, riegan, podan y, por supuesto, cosechan en los huertos.

Se organizan apasionados debates sobre qué plantar en cada parcela, o cómo hacerlo. Incluso quienes no participan directamente en las labores hortícolas miman y respetan igualmente las plantas, que crecen en parajes que antaño eran urinarios nocturnos o estaban cubiertos de basura.

“La gente es consciente de que otras personas van a comerse las cosas que crecen allí”, dice Kosack.

Como no todos los beneficiarios del proyecto tienen el mismo nivel de conocimientos agrarios, ya que muchos desenterraban las patatas antes de tiempo, o arrancaban frutos todavía por madurar, se han protegido algunas plantaciones del libre acceso de los viandantes.

Ahora, los padres de la iniciativa se plantean colocar una red de semáforos que informarán de si determinado producto está ya listo para su consumo o si todavía debe aguardarse a que se complete su ciclo vital.

Kosack y Boomgaarden apostaron por la sensibilización como una de las claves del proyecto.

Otros proyectos sostenibles a través de la sensibilización

El proyecto Gran Abeja ha llevado la apicultura a sus escuelas, donde los alumnos cuidan de colmenas y plantan especies vegetales ricas en néctar para ayudar a sobrevivir a las polinizadoras.

También apuestan por la educación en la biodiversidad agrícola. Así, en 2010 se llegaron a plantar a los pies del castillo un centenar de variedades distintas de tomates. En 2011, 100 variedades de judías. Y en 2012, 20 clases distintas de cebollas. Y se han recuperado especies autóctonas que estaban al borde de la desaparición, como la manzana Namedia Gold o la almendra de Renania.

El éxito del experimento, que ya ha recibido un gran número de premios por su contribución al desarrollo sostenible, la alimentación saludable, a la lucha contra el cambio climático y al impulso de nuevas formas de participación social, se está haciendo contagioso.

Más de 300 localidades y municipios de Alemania, Países Bajos, Suiza o Austria, incluso de Sudáfrica y Australia, han pedido información sobre el proyecto. Algunas, como las germanas Minden, Kassel o Waldkirch, o la austriaca Kirchberg y Wagram, ya se están volviendo también ciudades comestibles.

Hay que reconocer, que si se quiere, se puede.

Vía http://www.ecoavant.com/

Si estas interesad@ en temas sobre eficiencia energética te recomendamos que visites nuestro Blog  www. fomentoterritorial-eficienciaenergetica.es